¡Cuidadito con las grasas!

La grasa es un nutriente esencial en nuestra alimentación, ya que un 30% de las Calorías que necesitamos deben ser aportadas por alimentos que las contengan.

Pero, ¡Cuidadito! con esta extensa familia, pues todos sus miembros no actúan del mismo modo en nuestro organismo. Además, cada gramo de grasa nos aporta 9 kcal, y ¡si no nos queremos pasar, las grasas deberemos controlar!

Os presento a la Grasa Saturada. Nos llega a través de alimentos de origen animal. Sí, animales de los que tienen patas, corren y vuelan la contienen. También la encontramos en los huevos, la leche y sus derivados. Pero la cosa no acaba ahí, porque además está presente, en cantidades  importantes,  en el aceite de coco y de palma. Ambas son actores principales en la industria alimentaria, que emplea este tipo de grasa en la elaboración de multitud de productos alimenticios, sobre todo en bollería y precocinados.

Actualmente sabemos que un exceso de Grasa Saturada en nuestra dieta está relacionado con un aumento del colesterol y triglicéridos en sangre, obesidad, algunos tipos de cáncer, hipertensión y enfermedades cardiovasculares entre otros.

Por otro lado os presento a la Grasa Insaturada, formada por una pareja saludable e interesante: la Monoinsaturada y la Poliinsaturada. Éstas nos llegan a través de alimentos como: aceite de oliva, aceites de semillas, frutos secos, pescados y otros vegetales, ejerciendo  una función muy beneficiosa sobre nuestra salud. Más de la mitad de las grasas que consumimos debemos tomarlas en forma de grasas insaturadas.

 

Llega el verano y con él los ricos helados, pero recordar: ¡si saludable y a la línea quieres estar, las grasas debes vigilar!

 

 

Zona Privada

Seo wordpress plugin by www.seowizard.org.